¿Cómo cuidar adecuadamente tu fonendoscopio?

Independientemente del modelo que hayas elegido en nuestras comparativas, es necesario que cuides bien el que será uno de tus instrumentos principales en tus labores diarias como profesional de la salud. Un cuidado correcto ayudará a prolongar la vida útil de tu estetoscopio y aquí van nuestros consejos. ¿Sabes cuidar tu fonendoscopio?

Cuidados

ProCase Estuche Goma EVA para Estetoscopio

No importa de qué gama sea el modelo que elijas comprar, si es de baja, media o alta. Después de hacer tu inversión, es necesario que cuides bien del que será uno de tus instrumentos principales en tus labores diarias. Un buen cuidado ayudará a prolongar su vida útil, es por eso que te ofrecemos estos consejos top para el cuidado de tu fonendo:

  • Nunca lo expongas a temperaturas extremas (calor o frío). Todas las partes son sensibles al calor y frío y pueden dañar su calidad del aparato.
  • No uses productos de limpieza domésticos o comerciales para limpiarlo. En lugar de eso echa un ojo más abajo a nuestras recomendaciones de limpieza.
  • No lo sumerjas en ningún líquido, aunque sea por un corto período de tiempo. Esto debes tomarlo aún mucho más en cuenta con las marcas baratas que tienen materiales de menor calidad, pero incluso los modelos de gama alta pueden sufrir daños si los sumerges.
  • Evita tener tu estetoscopio en el bolsillo. Cuando no estés usándolo, es mejor que te lo sujetes alrededor del cuello, o lo coloques longitudinalmente a lo largo de los hombros.

Limpieza

Limpieza

¿Cómo se limpia un fonendoscopio? ¿Alguna vez has pensado en la cantidad de bacterias y gérmenes que pueden acumularse en ese aparato? Si alguna vez te has hecho estas preguntas sigue leyendo…

Microorganismos como el Staphylococcus Aureus, el Acinetobacter spp y el Enterococcus spp pueden estar presentes en tu fonendo. Y, no solo eso, lo peor es que pueden permanecer ahí hasta 5 meses.

Es por eso que desde diferentes organismos de la salud recomiendan encarecidamente la desinfección del fonendoscopio, pero aun así muchos estudios alertan de que más del 70% de los profesionales no desinfectan sus estetoscopios.

Una buena limpieza no solo evita el riesgo de contaminación, sino que además favorece el correcto funcionamiento del fonendo.

Para ello, te vamos a contar unos trucos para mantener tu fonendo siempre limpio.

¿Con qué se debe desinfectar el fonendoscopio?

Lo ideal sería usar alcohol isopropílico al 70%, ya que este tipo de alcohol tiene una acción antibacteriana superior a la del alcohol etílico, eliminando hasta el 99% de los microorganismos.  A parte, hay investigaciones que confirman que el alcohol etílico es corrosivo, por lo que si lo usas sobre partes delicadas de tu fonendo como es el tubo y otras partes sensibles pueden causar un deterioro del aparato.

Otra buena opción que recomiendan los profesionales es la desinfección con clorhexidina, ya que hay estudios que demuestran que puede llegar a permanecer aséptico por más horas.

Lo adecuado sería que tu fonendo se limpie a diario, especialmente después de largas jornadas de trabajo. Esta desinfección es tan importante como el lavado de manos para cualquier profesional de la salud.

Te indicamos en 4 sencillos pasos como limpiar tu fonendo:

¿Qué necesitas?

  • Alcohol isopropílico
  • Algodón
  • Bastoncillos
  • Toallitas húmedas

Paso 1: Limpiar residuos superficiales

Con una toallita húmeda, limpia todo el cuerpo del fonendo. Este es el primer paso para quitar el polvo, suciedad, partículas de grasa y cualquier otro residuo que esté adherido a tu fonendoscopio.

Paso 2: Vamos a por la membrana y la campana

Si tu fonendo cuenta con una membrana sintonizable entonces podrás separarlo de la campana para proporcionarle una correcta desinfección. Lava la membrana con agua y jabón.

Si la membrana no es extraíble entonces frota el algodón impregnado en alcohol o clorhexidina sobre la membrana. Debes frotarlo en círculos para abarcar todas las áreas.

Posteriormente coge algodón, empápalo de alcohol isopropílico y frótalo bien por toda la campana.

Ahora viene el secado de las partes. Empieza secando la membrana, ¡ojo! utiliza un paño que no deje residuos ni pelusas y vuelve a insertarlo en la campana ya limpia.

Limpieza 2

Paso 3: Limpieza del tubo y del arco metálico

Aunque la mayor parte de las bacterias se adhieren a la membrana, la campana y las olivas, puesto que son las que entran en contacto con el cuerpo, el tubo y el arco también son tocadas muchas veces por tus manos al ponerte y quitarte el fonendo. Por lo que es importante su correcta limpieza.

Debes limpiar toda su extensión de la misma forma que la membrana y la campana, con algodón humedecido en alcohol o clorhexidina.

Paso 4: Turno de las olivas

Este paso es sencillo. Lo primero será retirar las olivas de los auriculares y puesto que lo más probable es que tengan suciedad e incluso partículas de cerumen vamos a frotar el algodón con alcohol en las olivas para retirar cualquier rastro de residuo.

Para el interior de las olivas utilizaremos un bastoncillo de algodón impregnado en alcohol también.

La limpieza de las olivas a parte de por higiene se tiene que hacer para que la suciedad no influya en el rendimiento auditivo de tu estetoscopio.

Es importante este detalle porque la acumulación de residuos puede obstruir los auriculares e influir en el rendimiento auditivo del fonendo. No es común, pero puede suceder sobre todo en olivas que tienen mucho tiempo.

¡Con estos simples pasos tu fonendo estará preparado para auscultar a tus pacientes de una manera higiénica y segura!

¿Qué no se debe hacer al limpiar el fonendoscopio?

prohibido

Hay algunos errores comunes en la limpieza del fonendo que debes evitar.

Te dejo un resumen de lo más importante.

  • Es mejor evitar mojar las olivas, ya que es difícil de secarlas completamente y si el interior queda húmedo puede desarrollar bacterias.
  • Nunca sumerjas el fonendo en alcohol, clorhexidina o en ningún otro líquido.
  • No emplees ninguna otra sustancia para la limpieza de tu fonendo porque puede ser corrosiva o desgastar las piezas.

Ahora ya sabes que desinfectar tu fonendo no solo evitará que tus pacientes se impregnen de microorganismos dañinos, sino que evitarás llevar contigo un instrumento lleno de gérmenes que podría terminar afectando tu salud.

Esperamos haberte ayudado con este artículo sobre fonendoscopios o estetoscopios.

¡Deja un comentario o comparte en tus redes si te gustó nuestra guía!

Deja un comentario